Más del 80% de hombres demandados no paga su pensión de alimentos

Más del 80% de hombres demandados no paga su pensión de alimentos

Más del 80% de hombres demandados no paga su pensión de alimentos

Columna de opinión, María José Escudero Moreno

En la reciente cuenta pública, el Presidente Boric aseguró que sólo el 16% de las pensiones de alimentos son pagadas de forma efectiva. Enfatizando que esta situación, en sus palabras “indignante e injusta debe terminar de una vez por todas, mediante el proyecto de ley sobre responsabilidad parental y pago efectivo de pensiones de alimentos que se complementa con el Registro Nacional de Deudores de Pensiones Alimenticias que estará publicado a fines de este año”.

Hay avances, es verdad, pero cómo darle el sentido de urgencia nacional que merece, ya que las cifras son realmente dramáticas. De cada diez deudores(as), nueve son hombres y una es mujer, cuya acción de no pagar, normalizada la mayoría de las veces, transgrede los derechos fundamentales de nuestros(as) hijos e hijas, revelando que la sociedad y el Estado chileno ha naturalizado y aceptado que transgredan no sólo los derechos de la infancia, sino que directamente la vida y la salud física y psíquica de ellos, de ellas, y de nosotras como madres.

Según datos 2020 del Poder Judicial, el 84% de los hombres demandados por causas de alimentos no paga la pensión fijadalo que significa que setenta mil personas niños, niñas y adolescentes, no reciben lo que por ley les corresponde para su diario vivir. Para todas las mujeres que hemos vivido alguna vez esta situación sabemos que se trata de una emergencia permanente y que es urgente legislar y generar un sistema de apoyo para que podamos realizar estos trámites de manera digna.

Esta situación para nosotras no tiene edad ni clases sociales. Tiene mil años de historia y que hasta el día de hoy, son muchas las mujeres que por no tener los recursos para mantener a sus familias, soportan graves abusos en sus relaciones de pareja o de matrimonio. Y ahora, a pesar de que ya no viven con quién las violentaba, sigue rondando puertas afuera la violencia de múltiples formas, mientras el Estado no cumple su rol, porque las abandona, tal como a sus hijos e hijas, de una manera abismante y vergonzosa.

Y es que pareciera que el olvidarse de la pensión de alimentos es una forma de castigar a la madre, haciendo vista gorda de que los niños y niñas se alimentan, crecen y se educan. Por tanto, les informo, nunca se podrán divorciar de sus hijos(as) o al menos, de sus necesidades básicas ya que ni siquiera estamos hablando ahora de visitas y corresponsabilidad en la crianza.

Puedes leer la columna aquí: http://tiny.cc/q2vsuz

Violencia puertas afuera

Violencia puertas afuera

Violencia puertas afuera

Recientemente, la Cámara Alta comenzó el análisis del proyecto de ley sobre el pago de pensiones de alimentos. A mi parecer, un buen acto, pero lento para lo que debiese ser una urgencia nacional, ya que las cifras son dramáticas.

De cada 10 deudores, 9 son hombres y 1 es mujer, cuya acción de no pagar -normalizada la mayoría de las veces- transgrede los derechos fundamentales de nuestros hijos e hijas, revelando que la sociedad y el Estado chileno ha naturalizado y aceptado que transgredan no sólo los derechos de la infancia, sino que directamente la vida y la salud física y psíquica de ellos, de ellas, y de nosotras como madres.

Según datos de 2020 del Poder Judicial, el 84% de los hombres demandados por causas de alimentos no paga la pensión fijada, lo que significa que 70 mil personas niños, niñas y adolescentes no reciben lo que por ley les corresponde para su diario vivir. Para todas las mujeres que hemos vivido alguna vez esta situación sabemos que se trata de una emergencia permanente y que es urgente legislar y generar un sistema de apoyo para que podamos realizar estos trámites de manera digna.

Esta situación para nosotras no tiene edad ni clase social. Tiene mil años de historia y hasta el día de hoy son muchas las mujeres que por no tener los recursos para mantener a sus familias soportan graves abusos en sus relaciones de pareja o de matrimonio. Y ahora, a pesar de que ya no viven con quién las violentaba, sigue rondando puertas afuera la violencia de múltiples formas, mientras el Estado no cumple su rol, porque las abandona, tal como a sus hijos e hijas, de una manera abismante y vergonzosa.

Y es que pareciera que el olvidarse de la pensión de alimentos es una forma de castigar a la madre, haciendo vista gorda de que los niños y niñas se alimentan, crecen y se educan. Por tanto, les informo, nunca se podrán divorciar de sus hijos(as) o al menos, de sus necesidades básicas ya que ni siquiera estamos hablando ahora de visitas y corresponsabilidad en la crianza.

Esta horrible situación nos expone a tener acuerdos económicos miserables, con tal de recibir algo. Asimismo, el apoyo legal de las Corporaciones de Asistencia Judicial y de las entidades del Estado en general enjuician y prejuician, en vez de ayudar. Buscar su apoyo muchas veces significa más humillación y violencia.

Todo lo anterior, y todo lo que no cabe ni en mil hojas, nos ha vulnerado, empobrecido y deprimido. Nos hemos visto rendidas ante la injusticia que todos callan, pero sin la posibilidad de dejarnos abatir, ya que pese al estrés y la sobrecarga, debemos seguir financiando la vida de nuestros(as) hijos(as).

Exigimos que este proyecto de ley ponga fin a esta sinvergüenzura que a tantas mujeres ha violentado y que pasemos del «papito corazón» a una acción real, donde no tiemblen las sanciones, porque la deuda que tiene sólo ese 89% de hombres denunciados por no pagar la pensión de alimentos, es brutal e incuantificable hacia todas esas mujeres que han sacado a sus hijos e hijas adelante con todo en contra. Que el Estado de una vez por todas, esté del lado nuestro.

Puedes leer nuestra columna en cooperativa aquí: https://opinion.cooperativa.cl/opinion/infancia/violencia-puertas-afuera/2022-06-01/091851.html

QUINTA GENERACIÓN DE GESTORES(AS) DE INCLUSIÓN EN CHILE

QUINTA GENERACIÓN DE GESTORES(AS) DE INCLUSIÓN EN CHILE

QUINTA GENERACIÓN DE GESTORES(AS) DE INCLUSIÓN EN CHILE

A menos de seis meses de la entrada en vigencia de la Ley 21.275, que se promulgó con la finalidad de promover políticas en materia de inclusión al interior de las organizaciones públicas y privadas, aún queda un gran camino que recorrer, ya que 7000 empresas en nuestro país deberán, entre otras medidas inclusivas, contar con un gestor(a) de inclusión.

De este modo, Fundación Ronda y  Best Buddies Chile , han conformado una alianza a favor de las empresas, realizando un curso especializado de 104 horas, con todos los contenidos necesarios para que una persona se pueda certificar ante ChileValora como gestor(a) de inclusión laboral.

Y es que la exigencia para las empresas y organismos del Estado de 100 trabajadores(as) y más, va en la línea de la inclusión sostenible e integral, donde se deben promover políticas de inclusión laboral, contar con un experto(a) en inclusión en el área de recursos humanos y además realizar programas de capacitación para todos los trabajadores y trabajadoras.

Las empresas interesadas, pueden pagar el curso de sus trabajadores(as) interesados con franquicia tributaria, explica Yerko González Agüero, uno de los primeros gestores de inclusión en Chile y Coordinador General de Inclusión Sociolaboral de Fundación Ronda.

Si quieres conocer más del curso, escríbenos a hola@rondachile.cl y te contamos todos los detalles. Además, puedes revisar en detalle el perfil de Gestor de Inclusión Laboral en https://certificacion.chilevalora.cl.  

Fundación Ronda comienza curso de formación sociolaboral para personas con discapacidad en San Miguel

Fundación Ronda comienza curso de formación sociolaboral para personas con discapacidad en San Miguel

Fundación Ronda comienza curso de formación sociolaboral para personas con discapacidad en San Miguel

A mediados de mayo del presente año y por seis meses, durará el curso de formación sociolaboral para personas con discapacidad que se realiza en San Miguel, para personas de esa comuna y otros sectores de la región Metropolitana, como Cerrillos, La Pintana y Renca.

El curso de formación e inclusión sociolaboral para personas con discapacidad se realiza con el fin de que los y las participantes obtengan las herramientas y apoyo en su proceso de búsqueda empleo. Se trata de una iniciativa acogida a la Ley de Donaciones Sociales, ya que fue seleccionado durante el año 2021 por el Ministerio de Desarrollo Social y Familia, para ser desarrollado este 2022.

Se trata de una gran noticia, ya que el plan de desarrollo sociolaboral para las 15 personas participantes, contarán con el apoyo de profesionales dedicados al programa de Fundación Ronda en alianza con la Municipalidad de San Miguel.

Mujeres de Campamento Esperanza 2011 y Villa René Schneider obtendrán certificado de UNAB en violencia de género

Mujeres de Campamento Esperanza 2011 y Villa René Schneider obtendrán certificado de UNAB en violencia de género

Mujeres de Campamento Esperanza 2011 y Villa René Schneider obtendrán certificado de UNAB en violencia de género

Mujeres de Campamento Esperanza 2011 y Villa René Schneider obtendrán certificado de Universidad Andrés Bello en prevención de violencia de género

A mediados y fines de marzo, respectivamente, partieron las clases del programa Fortaleciendo el rol femenino como agentes de cambio frente a la violencia de género, en la Villa René Schneider y campamento Esperanza 2011 de Viña del Mar, del programa fortaleciendo el rol femenino como agente de cambio en la comunidad, frente a la violencia de género.

La iniciativa nace de Fundación Ronda y la carrera de psicología de la Universidad Andrés Bello, sede Viña del Mar, que en conjunto diseñaron un proceso de capacitación y certificación gratuito, en competencias y habilidades socioemocionales y laborales para mujeres líderes de la Junta de Vecinos y organizaciones territoriales de la Villa René Schneider y el campamento La Esperanza 2011, de Viña del Mar.

Las protagonistas son 30 mujeres  y en este aspecto, María José Escudero, cofundadora y directora de Incidencia y Desarrollo de Fundación Ronda, explica que “a través de esta alianza virtuosa entre la academia y la sociedad civil, nos unimos a las dos presidentas de la junta de vecinos de ambos territorios a intervenir, para codiseñar este proyecto que va en beneficio no sólo de las mujeres que participan, sino que es el punta pie inicial para que ellas sean agentes de cambio en sus familias y entorno, y para todas esas niñas y adolescentes que las rodean y que requieren conocer esas pistas para prevenir la violencia de género”.

Se trata de una iniciativa entre la carrera de psicología de la Universidad Andrés Bello y Fundación Ronda, donde alumnos de quinto año del curso Diagnóstico e Intervención Psicosocial, impartirán 8 clases en terreno, de 3 horas cada una. 

Al respecto, Rodrigo Cornejo Portilla, director de la carrera de Psicología de la Universidad Andrés Bello, sede Viña del Mar, resaltó estar muy agradecido por colaborar en este proyecto, manifestando que “significa un gran desafío para los alumnos y alumnas de nuestra universidad, ya llevarán podrán entregar herramientas socioemocionales y psicoelaborales a mujeres que habitan contextos muy complejos”.

Abrir Chat
¿Necesitas ayuda?
Hola